Magia negra: todos los secretos al descubierto

¿Sabes cuáles son todos los tipos de magia que existen y qué resultados ofrecen? ¿Qué es la magia negra y qué hay detrás de todo lo que la compone? ¿Cuál es la magia más poderosa que existe y cuál es la que debes usar tú para alcanzar tus propósitos?

La magia negra, conocida también como magia oscura o la magia del lado oscuro, es una forma de magia o hechicería que hace uso de las fuerzas del mal para ganar su energía.

Este tipo de amgia se suele utilizar con fines o propósitos oscuros o se realiza mediante actos deliberados donde se causa de algún modo un mal a alguien.

Generalmente, el término “magia negra” se ha asociado siempre con el satanismo y con algunos sistemas de creencias, como el Camino de la Mano Izquierda. Estos sistemas se suelen relacionar con lo material; es decir, con todo aquello cuyo valor resida en tomar ventaja y preservar al propio ser en la búsqueda y consecución de objetivos terrenales.

A diferencia del Camino de la Mano Derecha, donde los participantes se centran en la elevación del espíritu propio mediante la estricta presencia de códigos morales y en la adoración de alguna deidad. Es decir, la energía de su magia es pura, lo que les permite lanzar hechizos de amor, suerte o protección basándose en la elevación del estado de conciencia.

Más allá de la literatura, la magia negra se suele emplear mediante hechizos para ganar autoridad y riqueza a través de la venganza, más que por el mero placer de hacer el mal para conseguir un mundo lleno de maldad.

Más allá de la magia negra

Muchos cuestionan la distinción entre magia negra y magia blanca, ya que la mayoría de las religiones mayoritarias, como el Cristianismo, el Islamismo, el Judaísmo o el Hinduísmo defienden que cualquier tipo de magia es malvada.

Por eso, algunos de los participantes del Camino consideran que los términos “negra” o “blanca” carecen de diferencias, o que su significado es el mismo; y que cualquier forma de magia tiene, al mismo tiempo, efectos tanto buenos como malos, dependiendo de quién juzgue las consecuencias.

Desde otra perspectiva, un hechizo puede ser de magia blanca o de magia negra en función de la pureza de los resultados.

Los hechizos malévolos propios de la magia negra suelen incluir simbolismos asociados a sucesos peligrosos o dañinos para el ente al que va dirigido.

En el caso de los seres humanos, en los conjuros se suelen emplear elementos punzantes, espinosos, ardientes o cortantes, que suelen combinarse con algún objeto personal del destinatario de la magia, como pelo, sangre o algún amuleto que le pertenezca.

regresar al menú ↑

La neutralidad de la magia gris

Por otro lado, existe la magia gris, que es un término minoritario usado para referirse a ese tipo de magia cuya ejecución no supone un pleno beneficio, o que no busca fines ético o espirituales.

Lo que significa que la magia gris es un término medio entre la magia blanca y la negra. Sus defensores alegan que “en el Universo no hay ni bien, ni mal; de tal modo que la magia es tan solo uno más de los procesos neutrales que ayudan a conseguir tanto objetivos positivos, como negativos”.

 

regresar al menú ↑

La magia en el mundo moderno

Normalmente, la magia negra se suele asociar a las Misas Negras o a los Sábados Negros; aunque la magia negra no tiene por qué implicar misa negra, ni viceversa.

Análogamente, el satanismo moderno, que viene de la mano de Anton LaVey y su séquito de adoradores del diablo, tampoco se adornece con misas negras, más allá de incluirse tan solo como una variante del psicodrama.

Magia y Poder